Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso.
Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies
Cancelar
Aceptar
+34 965 92 95 35
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

Una de las medidas de seguridad más relevantes que exige el cumplimiento del RGPD y la LOPDGDD es la actualización periódica de los sistemas operativos y de las aplicaciones informáticas con las últimas versiones disponibles, por lo que debemos tenerlo muy en cuenta para evitar los graves perjuicios que nos puede acarrear.

Recordemos el ciberataque masivo en más de 150 países de mayo de 2017, donde se infectaron más de 250.000 ordenadores y cuya causa fueron algunos ordenadores no actualizados que causaron un efecto dominó y expansivo a medio mundo.

A partir del 14 de enero de 2020, Microsoft ha dejado de proporcionar soporte al sistema operativo Windows 7, por lo que no recibiremos actualizaciones si tenemos instalados este sistema. Que un sistema operativo deje de recibir actualizaciones se convierte en un grave problema respecto al cumplimiento de la normativa de protección de datos, ya que esas actualizaciones son modificaciones sobre los sistemas operativos o aplicaciones que tenemos instalados en nuestros dispositivos, y cuyo objetivo es tanto corregir problemas técnicos como problemas de seguridad.

Diariamente se producen intentos de ataques por parte de delincuentes cibernéticos, intentando detectar riesgos o vulnerabilidades informáticas. Cuando el desarrollador de software los detecta, crea un parche a través de una actualización para evitarlos, pero si no realizamos esa actualización, ponemos en peligro nuestros sistemas informáticos y por tanto los datos tanto de nuestra farmacia como los datos personales de nuestros pacientes, e incluso los sistemas y datos de otros equipos ajenos a la farmacia, incluso de la administración al estar conectados para la gestión de receta electrónica.

En definitiva, cualquier sistema operativo que Microsoft haya dejado de dar soporte, incumple gravemente el RGPD: robo de información, pérdida de privacidad, suplantación de identidad, etc. lo que puede suponer un grave perjuicio para la farmacia, además de las posibles sanciones económicas. Por tanto, hemos de ser conscientes del riesgo que supone utilizar un equipo no actualizado, o que no provenga de canales oficiales o “piratas”.
 
Verónica García Doylataguerra
Responsable departamento jurídico de Audifarma.

¿Te ha gustado éste artículo?


Únete a nuestra comunidad de farmacéuticos y recibe interesantes artículos para mejorar la gestión de tu farmacia. Por suscribirte, tendrás acceso a nuestra CALCULADORA DE PVPs CORRECTOS.


Suscribirse
Compartir

Sobre nosotros

En Audifarma le ayudaremos a mejorar los resultados económicos de su farmacia.

Un equipo altamente cualificado le ayudará a tomar las decisiones que le permitan dirigir su farmacia hacia el éxito.

¿Busca un equipo profesional experto en farmacia y Farmatic? Audifarma es la mejor elección.

Contáctanos

C/ Capitán General Gutiérrez Mellado, 6 local 19

03005 Alicante

965 929 535 F. 965 929 637

Les atenderemos de lunes a viernes de 9:00 a 14:00  y de 15:00 a 19:00

¿Quiere mejorar la gestión de su farmacia?

 

Suscríbase a nuestro boletín y reciba quincenalmente artículos sobre gestión, fiscalidad y LOPD en la farmacia.

 

Además, de REGALO, le enviaremos la hoja de Excel “Calculadora PVP” para ayudarle con la gestión de precios de su farmacia.

 

 

¡Quiero Suscribirme!