Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso.
Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies
Cancelar
Aceptar
+34 965 92 95 35
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Debido a la situación extraordinaria que estamos viviendo derivada de la extensión del virus COVID-19 hace necesario que modifiquemos procedimientos habituales respecto al tratamiento de datos personales, si bien es fundamental aclarar, tal y como así lo ha comunicado la Agencia de Protección de Datos en su informe 0017/2020 que la normativa de protección de datos personales, tiene como objeto salvaguardar un derecho fundamental y se debe aplicar en su integridad a la situación actual, no se suspende por el Estado de Alarma. La propia normativa de protección de datos contiene reglas necesarias para permitir legítimamente tratamientos de datos personales en situaciones como la presente, en que existe una emergencia sanitaria de alcance general.

Por tanto, no debe utilizarse la protección de datos para obstaculizar o limitar la efectividad de las medidas que adopte el Gobierno, especialmente sanitarias, en la lucha contra la epidemia, sino analizar los preceptos que incluye la normativa y que son compatibles.

El RGPD reconoce que, en situaciones excepcionales, como una epidemia, el tratamiento de datos puede basarse tanto en el interés público como en el interés vital del interesado como de otra/s persona/s físicas identificables o no.

No obstante, no podemos obviar que los tratamientos de datos en situaciones de emergencia sanitaria tienen que cumplir igualmente con los principios fundamentales de la protección de datos: licitud, lealtad y transparencia; de limitación de la finalidad; adecuados, pertinentes y limitados; de exactitud, principio de minimización de los datos; limitación del plazo de conservación y principios de integridad y confidencialidad.

Y en la práctica ¿en qué nos afecta?

CONSENTIMIENTO DE PACIENTES:

Debido a la limitación de desplazamientos impuesta por el Gobierno como medida de seguridad extraordinaria para combatir el contagio de coronavirus, muchas personas se desplazan a la farmacia para recoger la medicación de terceros, en esta situación excepcional, podremos dispensar los medicamentos a un tercero sin consentimiento ni autorización.

TRABAJADORES Y PREVENCIÓN DE RIESGOS:

De acuerdo con la normativa de Prevención de Riesgos Laborales y de medicina laboral, en lo que afecta a la protección de datos, los empleadores pueden tratar los datos de sus empleados necesarios para garantizar la salud de todos sus empleados. No obstante, en estos casos se ha de consultar con la empresa de Prevención de Riesgos Laborales.

TRABAJADORES Y REGISTRO DE JORNADA:

En aquellos centros de trabajo en los que el registro de jornada se realiza mediante huella dactilar o cualquier otro dato biométrico que obligue a tener contacto aunque sea indirecto, con otras personas debemos modificar el método de fichaje, ya que se debe evitar el contacto físico para evitar el contagio.

TELETRABAJO:

En caso de que tengamos empleados teletrabajando en sus casas como medida excepcional frente al estado de Alarma, debemos firmar un Acuerdo de Confidencialidad específico en el que se le informe de las medidas de seguridad que debe adoptar en el teletrabajo para garantizar el cumplimiento de la normativa de protección de datos. Además, se debe informar y recoger el Consentimiento del trabajador para utilizar dispositivos personales para el teletrabajo.

ACCESOS REMOTOS:

En relación con el teletrabajo, hay que tener en cuenta la importancia de proteger las herramientas con medidas de seguridad adecuadas para evitar el riesgo de la pérdida o alteración de datos en estas circunstancias.

PHISHING:

Esta situación de emergencia a nivel mundial es un caldo de cultivo peligroso que propicia los ciberataques. Generalmente tratan de suplantar organizaciones legítimas como ministerio de sanidad, consejería de sanidad, fuerzas del orden, organizaciones internacionales, colegios profesionales, entidades bancarias, etc. simulando prestar ayuda y consejo o incluso solicitando con urgencia tus credenciales por cualquier cuestión relacionada con el estado de alarma.

COMPRAS SEGURAS ONLINE:

Tenemos que llevar mucho cuidado y utilizar siempre páginas oficiales con prestigio contrastado y que tengan conexión segura con protocolo https. Si es a través de app, asegúrate de que es la oficial y siempre valora si es necesaria la información que solicita.

Estos pueden ser los casos prácticos más habituales que se nos pueden presentar en estas circunstancias, no obstante, en Audifarma, seguimos muy pendientes de aquellas circunstancias y dificultades que se os puedan presentar para poder informaros y resolver todas vuestras dudas. Si necesitas más información sobre alguno de estos temas o cualquier otra circunstancia no dudes en contactar con nosotros. Seguimos atendiéndote en el 965 929 535 en nuestro horario habitual. 

Deseamos que estas circunstancias terminen lo antes posible. ¡Fuerza y ánimo!

Verónica García Doylataguerra
Consultora LOPDGDD

Sobre nosotros

En Audifarma le ayudaremos a mejorar los resultados económicos de su farmacia.

Un equipo altamente cualificado le ayudará a tomar las decisiones que le permitan dirigir su farmacia hacia el éxito.

¿Busca un equipo profesional experto en farmacia y Farmatic? Audifarma es la mejor elección.

Contáctanos

C/ Capitán General Gutiérrez Mellado, 6 local 19

03005 Alicante

965 929 535 F. 965 929 637

Les atenderemos de lunes a viernes de 9:00 a 14:00  y de 15:00 a 19:00